"Un largo adiós": Página personal de Miguel Ángel Gonzalo

Publicaciones sobre transparencia, parlamento abierto, rendición de cuentas, literatura, teatro y otras pasiones

Autor: Miguel Ángel Gonzalo (Página 1 de 5)

Libros favoritos 2023

Los 10 libros que más me han gustado en 2023

Todas las listas son falsarias. Todas las listas son una trampa. Todas las listas son un placer oculto. Aquí va la mía que simplemente refleja de forma desordenada y casual algunos de los libros que más me han gustado en este 2023. Fueron muchos más de díez pero las listas de 10 son más redondas.

Plegaria para Piromanos de Eloy Tizón destaca por su innovador uso del lenguaje, un aspecto que siempre busco en mis lecturas. Tizón demuestra un dominio excepcional de la técnica literaria, manejando con habilidad el punto de vista narrativo. Su voz, original y distintiva, añade una profundidad única a la narrativa. La inteligencia y sutileza con la que se entretejen las historias en este libro resuenan con mis gustos por lo literariamente avanzado. Sin duda, es una obra que aprecio por su originalidad y maestría en el arte de contar historias. Para mi de lo mejor de este 2023.

Castillos de Fuego, para mi volver a Ignacio Martínez de Pisón es un placer recurrente. Llevo leyendole décadas y siempre me asombra la solidez de toda su literatura. Ese peso del narrados de fuste en cualquier circunstancia al que no importan las modas o los vientos de los influencers más o menos graciosos. Esta monumental en todos los sentidos novela (696 páginas) no es una novela más sobre la posguerra, es una combinación de puintos de vista que se van entrelazando de forma magistral para mostrar caras y rostros de personas, no paginas muertas de la historia.

Los astronautas de Laura Ferrero me ha gustado casi tanto como Piscinas vacias o La gente no existe. Ferrero tiene ese capacidad que me interesa de profundizar en lo emocional sin caer en lo noño, de investigar en los secretos que siempre existen en todas las familias. Las relaciones familiares tan complejas como esa fabulación de unos padres astronautas. Me parece notable por su enfoque en los silencios y secretos familiares, aspectos que pueden crear dolor y confusión en la vida de las personas. La novela invita a reflexionar sobre la complejidad de las relaciones familiares y cómo cada persona tiene su propia versión de la verdad.

Tras leer «La historia de los vertebrados» de Mar García Puig, me quedo con una impresión mixta. La obra, que va más allá de un relato autobiográfico, ofrece una perspectiva interesante sobre la maternidad y su compleja relación con la salud mental. A través de su experiencia personal como madre de mellizos y diputada, García Puig aborda temas como la locura y la censura femenina en un contexto médico y social. Al trabajar en el Congreso en algunos momentos la lectura me produjo un cierto pudor porque es un desnudamiento radical de la autora. La obra ademas aborda cómo la locura posparto ha sido históricamente utilizada para controlar y reprimir a las mujeres lo cual hace que esta novela camine entre la ficción intimista y un ensayo sobre los roles de género y las expectativas sociales en torno a la maternidad y la salud mental femenina. Para descubrir

Fortuna, de Hernán Díaz, es una novela que destaco aquí por su estructura polifónica y su trama. No soy muy fan de las novelas de trama tan del gusto hoy en día pero esta creo que funciona muy bien. La historia se desarrolla en cuatro partes, cada una ofreciendo una perspectiva diferente sobre la vida de un magnate financiero y su esposa en los años veinte. Me ha divertido el enfoque en las múltiples voces de la novela, utilizando una estructura que nos provoca para intentar averiguar cuál de las narrativas es la menos mentirosa o si todas son parte de una ficción más grande. Quizas es muy mainstream pero lo cierto que es que proporciona una buena experiencia lectora de cierta calidad, como importante en estos tiempos de tanta vaciedad.

La ciudad de Lara Moreno, es una obra que teje un retrato de Madrid a través de las historias de tres mujeres: Oliva, Damaris y Horía. Cada una enfrenta desafíos personales y sociales únicos, enmarcados en un contexto de violencia, precariedad y lucha por la supervivencia. Oliva, residente de un pequeño piso en La Latina, se encuentra atrapada en una relación peligrosa que se ha convertido en una jaula emocional. Por otro lado, Damaris, una mujer colombiana, trabaja como asistenta doméstica y enfrenta la soledad y el paternalismo de sus empleadores mientras vive alejada de su familia. Finalmente, Horía, una mujer marroquí sin papeles, llega a Madrid tras un duro viaje y vive en precarias condiciones, esperando reencontrarse con su hijo. La estructura mezcla dialogos directos con otros mas discursivos. A mi me gustado porque sabe domeñar bien el carro de las emociones al trabajar con un material tan emocional. Un «Odi et amo» para Madrid en el que tantos nos reflejamos.

La luz difícil de Tomas González, actúa como un cuchillo caliente en la mantequilla, que te penetra y te deshace. Es de los relatos más hermosos y más dificiles que he leido sobre la vida, la muerte y el sentido de la existencia pero narrado con una voz poetica de la belleza y la sencillez, nada engolada. La historia entrelaza dos realidades: por un lado, la de un pintor jubilado que está perdiendo la vista mientras escribe sus memorias y, por otro, sus recuerdos de décadas atrás cuando su hijo Jacobo, parapléjico y con dolores intensos debido a un accidente, está a punto de recibir ayuda para morir, en una época y lugar donde la eutanasia no es legal. Habla de muchas cosas que me interesan, sobre lo efímero de muchas cosas, sobre cómo tener la entereza y la dignidad suficiente para afrontar lo impensable. Una autentica joya de libro.

No todo el mundo, de Marta Jiménez Serrano, sirve perfectamente para desengrasar despues de la complejidad. Es una obra absolutamente deliciosa que explora las complejidades del amor contemporáneo a través de catorce relatos. Cada historia presenta una visión única y caleidoscópica del amor, mostrando cómo nace y muere en la gran ciudad. Creo que todos y todas hemos visto reflejado algun episodio más o menos lamentable o más o menos divertido de nuestra historia sentimental en esta obra. Además aborda perspectivas del amor que no son frecuentadas por la narrativa al uso.

Lecciones, lo ultima de Ian McEwan no podía faltar en mis favoritos ya que soy un entregado de cómo construye los personajes este autor. Obra de madurez y quizás no la mejor, pero cualquier pagina de McEwan en muy superior a la de alguna novela autoficcionada que ha puntuado alto en los rankings de este año. Es una novela sobre los recuerdos, sobre el el siglo XX acerca del cual se va y se viene navegando en la historia, acerca de cómo se cruzan las crisis personales con las crisis internacionales y todo con la maestría y el dominio extremo de la tecnica literaria tan presente en todas las novelas de McEwan. Un fijo.

Las voces de Adriana de Elvira Navarro es una novela que aborda temas como la memoria, la lealtad a los mandatos de los familiares a los que cuidamos y la muerte. La historia se centra en Adriana, quien, enfrentándose a varios duelos, cuida de su padre enfermo en una experiencia en la que tantos nos podemos ver reflejados. Me ha gustado de esta novela como partiendo de cachitos de realidad los retuerce hasta construir materiales casi fantásticos. Una novelista para descubrir, al menos para mi.

Seminario Eurosocial

Rompiendo barreras entre el Estado y la ciudadanía: transparencia y lucha contra la corrupción

Texto de la intervención en el Conversatorio celebrado en Valparaíso el 13 de enero de 2022 en el evento organizado por Eurosocial+ «Pactos políticos y sociales para una nueva América Látina»

(agradezco la generosidad de Luis Marañón y Rafael Rubio algunas de cuyas ideas he tomado prestadas para esta intervención)

A pesar de los avances de en materias de transparencia legislativa, los congresos han sido históricamente las instituciones que generan mayor desconfianza ciudadana al menos en la experiencia y perspectiva española y creo que también en los parlamentos de nuestro entorno.

Creo importante responder a las siguientes dos preguntas:

  • ¿Qué está faltando para un mayor acercamiento entre los ciudadanos y los parlamentos?
  • ¿Qué se necesita para que los ciudadanos perciban la relevancia del rol de los parlamentos en un sistema democrático?

El Parlamento se encuentra en el punto de mira como nunca lo había estado, todo artículo que examine su labor, su utilidad o el rol que juega dentro del sistema político comienza por resaltar la crisis de legitimidad a la que se enfrenta.

Si se examinan los datos de la European Social Survey ronda 2018 vemos que la confianza en las instituciones parlamentarias a nivel europeo no ha mejorado sustancialmente en los últimos 15 años.

El porcentaje de ciudadanos europeos que confiaban poco o nada en sus parlamentos era de un 36,8 % en en el año 2002 y del 44% en el año 2018. Como se puede ver poco o nada se ha avanzado en términos de confianza.

Confianza en los parlamentos nacionales. Datos de la Ronda 2018 de la ESS.

No hay que confundir descontento con desafección

Como ya explicaban en el lejano 2013 José Ramón Montero y Mariano Torcal, el descontento supone la insatisfacción por los rendimientos negativos del régimen o de sus dirigentes ante su incapacidad para resolver problemas básicos. El descontento no suele afectar a la legitimidad democrática. El descontento es sobre todo coyuntural, y depende de los vaivenes de una opinión pública vinculada a la popularidad de los Gobiernos y de sus políticas; de ahí que pueda corregirse por los cambios electorales o las mejoras económicas.

La desafección implica desapego o alejamiento de los ciudadanos con respecto al sistema político. Suele medirse por:

  • el desinterés hacia la política,
  • las percepciones de ineficacia personal ante la política y los políticos
  • el cinismo hacia ambos
  • sentimientos combinados de impotencia, indiferencia y aburrimiento hacia la política.

Las consecuencias de la desinformación son: la pasividad y el rechazo indiscriminado de partidos y dirigentes políticos.

Lo verdaderamente grave es la desafección porque es lo que conduce a la verdadera crisis de legitimidad de las instituciones.

Es necesario realizar un buen diagnóstico de las causas de la desafección

Entre las causas de la desafección podemos citar las siguientes:

Las procedentes de una cierta teoría política

Entre las causas de la desafección no hay que perder de vista una cierta teoría elitista de la democracia. Algunos Los teóricos de la democracia contemporánea han subrayado que “la participación de unos pocos y la apatía de los muchos es fundamental para garantizar la estabilidad democrática”. Se asume que decidir sobre los asuntos públicos es una tarea demasiado complicada como para dejarla en manos de la ciudadanía, cuyo papel se reduce a legitimar el poder de las élites electas.

Una cierta tradición de la democracia liberal ha enfatizado la necesidad de ver la política como un lugar o un conjunto de instituciones que son manejadas por otros (políticos, burócratas, militantes de los partidos) minusvalorando el grado en el que la participación activa de los ciudadanos enriquece la política.

Una derivada de esta teoría política es que no hay un pensamiento colectivo, la sociedad está centrada en una solución individual/familiar. Que se puede plasmar en frases como “No impuestos, solo tendré lo que me pueda pagar yo”. Por tanto, una institución basada en la gestión de lo común queda fuera de esta lógica.

Razones derivadas de la sociología política

Sin embargo, considero mucho más útil para realizar ese diagnóstico de la desafección mirar hacia la sociología política. Se pueden enumerar, entre otras, la siguientes.

Desconocimiento

La ciudadanía, a pesar de los esfuerzos que realizan los parlamentos a través de sus herramientas de comunicación, no conoce en profundidad la labor parlamentaria, porque apenas se informa de ella en los medios de comunicación de masas. El relato que se transmite se parece más a un escenario más de batalla política y discusión, porque se muestra únicamente esa dimensión en los cortes de los informativos. No se percibe la utilidad, la relevancia ni la trascendencia de las funciones del parlamento.

Confusión entre la institución y sus miembros

Se achaca a la institución los posibles malos funcionamientos de sus miembros (los parlamentarios). Hay que señalar en este sentido, que el funcionamiento del parlamento no es la causa primera de la desafección, sino la propia política o el sistema de partidos en general

Ausencia de “lenguaje fácil” o de “comunicación clara”.

No se entiende ni la labor ni el lenguaje. Es difícil hacer un seguimiento del lenguaje térnico que muchas veces de utiliza para referirse a las funciones parlamentarios. «Proposición no de ley», «moción consecuencias de interpelación», «avocación del debate por el Pleno» y tantas y tantas otras expresiones técnicas a veces conviertes al parlamento es un “muro inflexible” cuyo lenguaje no se entiende al estilo del clásico marxista (“la parte contratante de la primera parte…”)

El parlamento se ve como algo inaccesible

El gran peligro es que la institución se sienta como dominada por unos pocos que disfrutan de privilegios inimaginados. El parlamento se asocia a un lugar de distribución de ingresos y retribuciones para los propios miembros, sobre el que tienen el control los partidos y no la ciudadanía. El ciudadano percibe que no tiene influencia sobre lo que ocurre dentro de las cámaras. Es lo que se denomina popularmente “vivir en universos paralelos”. Estas afirmaciones no quieren decir que los parlamentos no hayan hecho en las últimos décadas muchos esfuerzos de comunicación y de accesibilidad y sería injusto no reconocer el esfuerzo de modernización de sus páginas web o de la creación de «canales parlamento» para la emisión de las sesiones parlamentarias a través de diversas plataformas o a través de internet. Considero la política audiovisual propia una de las más rentables y eficaces de las emprendidas.

Igualmente, en este último aspecto las políticas de transparencia activa y efectiva tienen mucho que decir para corregir esta brecha de inaccesibilidad.

Sensación de que el parlamento no tiene capacidad de resolver los problemas.

Las personas sienten que las instituciones no dan respuesta a sus necesidades cotidianas. La globalización, sin duda, ha alejado los lugares de la toma de decisiones tanto geográficamente como emocionalmente.

No se percibe que el control parlamentario equivalga a control ciudadano.

Las coberturas de los medios de comunicación de la actividad parlamentaria están más cercanas a una transmisión deportiva (le han metido un gol al presidente, la oposición ha hecho una defensa contundente) o a la cobertura de la prensa rosa (que se besen, que se besen), que sitúan el relato de lo acontecido en una dinámica de amigos o enemigos).

En resumen, lo que nos dice la sociología es lo siguiente:

Prevalece por el desconocimiento antes aludido la notoriedad de las dinámicas de confrontación por encima de las dinámicas de cooperación. En el imaginario colectivo el deseo de «que se entiendan» prevalece sobre la confrontación aunque no es menos cierto que la polarización existe por es rentable electoralmente cerrándose así un círculo peligroso, confronto porque me es rentable electoralmente pero la que sale perdiendo es la institución

Hay un predominio de la visibilidad de la faceta competitiva-electoral por encima de la administrativa/productiva/políticas públicas. Es decir, el ciudadano tiene la percepción de que en el parlamento “no se habla de lo que pasa en la calle” ni de las necesidades reales sino que lo que ocurre sólo interesa a los funcionarios/técnicos que allí trabajan o es un mundo de manipulaciones políticas.

Conclusión

“Es la hora de la sociedad”, escribía José Ignacio Torreblanca también en un lejano 2013 para referirse a que, dentro del desastre en términos de confianza que atraviesa la sociedad española, se había producido un elemento positivo en lo relativo a la aparición de formas emergentes de movilización de la sociedad a través de plataformas organizadas, de iniciativas de ciberactivismo, de colectivos que reflexionan sobre el bien común.

Sin embargo, la conclusión a corto plazo es que es sumamente difícil que llegue a haber grandes adhesiones en torno al parlamento a pesar de lo anunciado por tantos autores. La aspiración realista debe ser, en mi opinión, que no se siga aumentando el rechazo y el destrozo, es decir, trabajar en formato «control de daños» para actuar sobre los aspectos de mayor desgaste estructural del edificio.

Es muy posible que sea imposible un gran pacto para la reforma total de la institución, por tanto, creo que sería muy positivo ir generando pequeños consensos en torno a reformas parciales del reglamento, por ejemplo para regular los grupos de interés, para ampliar las posibilidad de las solicitude de acceso a la información que vayan más allá de los aspectos ceñidos a la actuación administrativa del parlamento, abrir pilotos de participación ciudadana en relación con alguna iniciativa relevante del parlamento, ampliar las posibilidades de información sobre los desplazamientos de los diputados que están muy limitadas en la normativa actual. Siempre he creído con Gramsci que hay que situarse en el “pesimismo de la inteligencia, optimismo de la voluntad”

Libros favoritos de 2021

Libros favoritos de 2021

Libros favoritos de 2021

Este año he leído poco. En cualquier caso menos que otros años. He leído más poesía que otros años. Ha sido un año más complicado que otros años.

De todas formas, para los que nos gustan las listas, aquí va la mía que simplemente refleja las lecturas de libros editados en el año 2021 que me han dejado alguna huella. Van sin ningún orden más allá que el de la propia memoria. Creo que este año la lista me ha salido bastante maisntream. Veremos

Comienzo con dos que he leído en digital y que no salen, por tanto, en la foto.

encrucijadas-jonathan franzen-9788418363634

Encrucijadas para mi es una vuelta al mejor Franzen, el de Las Correcciones. Su lectura la he disfrutado página a página reconociendo a uno de los más potentes creadores de estilo que he leído. No esperéis acción rápida al gusto de los best-seller al uso para públicos rápidos. Estamos ante una novela de personajes que se van modelando y recreando. Como decía el autor en una entrevista «son gente normal y corriente con problemas normales y corrientes». Para degustadores de la gran novela americana.

Hamnet de Maggie O´Farrell

Hamnet, de Maggie O´Farrell para mi fue el gran descubrimiento del año. Es una novela que te tiene que atrapar y sumergirte en su mundo porque, en caso contrario, te dejará indiferente. Me parece fascinante cómo consigue dejar siempre en el segundo plano un personaje tan poderoso simbólicamente como Shakespeare para poner en el primer plano una historia de mujeres, no sólo de una. La novela presenta a una Agnes poderosa, casi salvaje, mística. En un año en el que hemos vivido el duelo por lo perdido. Cada uno y cada una con su pérdida, grande o pequeña, Hamnet es una novela sobre esas pérdidas importantes y cómo sobrevivir o no.

El libro doce, de Carmen Jodrá me ha reencontrado con la gran poeta que descubrí en Las moras agraces. Gracias como siempre a La Bella Varsovia y a Ignacio Vleming, entre otros, tenemos esta obra que fue la último que entregó la autora antes de su desgraciado final. Con su estilo lleno de clasicismo y referencia greco-latinas, se desliza su peculiar visión de la sensualidad, contenida, visual, casi voyeurista pero de una sensibilidad inusual.

El amante es un duende, un jinete de insectos,

como la reina Mad.

Sus alas son dos hojas o vaina de un gran árbol.

Tiempo sin claves, de Ida Vitale, es otros de los poemarios que me han acompañado en esta pandemia post pandémica. Primer libro tras el Cervantes y, posiblemente, el último libro que piensa publicar según declaraciones de la autora. A sus 98 años, se dice pronto, conserva una lucidez extrema y una precisión en el manejo del lenguaje envidiable. Libro obviamente del recuerdo, también del duelo y la pérdida. No siempre los libros «happy» son los que reconfortan porque en ellos, a mi entender, se les ve rápido el cartón. Prefiero la autenticidad de Vitale que sabe que le queda poco para morir pero eso no le para para determinarse a afirmar todo lo serio de lo que iba la vida.

«Como no estás a salvo de nada, intenta ser tú mismo la

salvación de algo

Caminar despacio, a ver si, tentado el tiempo, hace lo mismo»

Llévame a casa, de Jesús Carrasco, lo leo por una fidelidad casi perruna a este autor hosco y hostil, casi arisco pero que cuanto te engancha no puedes dejarlo. Si digo que esta novela es la anti Feria seguro que me cae una tormenta de mierda pero es lo que pienso. La muerte del padre lleva al protagonista al pueblo de su infancia y allí ocurre todo. El cuidado de la madre con demencia senil en una experiencia que muchos hemos vivido recorre la trama. Novela sin artificios tan al gusto del flojo lector de hoy en día, sin atajos sentimentales, dura como las piedras que se pueden encontrar en un secarral de Toledo. Novela excelentemente escrita.

Las gratitudes de Delphine de Vigan, me llega a través de mis queridas Violeta y Yolanda es un pequeño descanso de liviandad en un año de lecturas agrestes. A pesar de las coincidencias con el tema de la novela de Jesús Carrasco: la vejez, el olvido de la memoria, la senilidad, nada que ver en el enfoque y en el desarrollo de esta novela que se lee con mucho agrado. A pesar de que la anécdota (esa búsqueda de una hecho importante en el pasado que no desvelo) podría caer fácilmente en el sentimentalismo, la autor lo bordea con mucho oficio para transitar en una novelas sobre los sentimientos, los buenos sentimientos tal como es la gratitud. Una novela bonita.

Incluyo un ensayo por primer vez en mis listas de favoritos. En este caso El ocaso de la Democracia, de Anne Applebaum, es un libro necesario, como necesario es pensar cada vez de forma más intensa en lo que nos está pensando. Me contaban que hay programadores culturales en entidades que sólo quieren incluir comedias y musicales en sus agendas culturales al grito de que el público sólo quiere divertirse y reir despues de lo mal que lo han pasado. En mi opinión olvidando el teatro bajo la arena del que hablaba Lorca. Este ensayo creo que toca los problemas, en mi opinión, problemas muy de fondo de lo que nos ocurre: que ya no importe la verdad sino el contexto; que los fenómenos de desinformación más allá de los bursos bulos y están impregnando toda la conversación pública; las guerras culturales como espacio de confrontación y polarización. Y mucho más que se puede encontrar en una lectura muy sugestiva.

La gente no existe, de Laura Ferrero, es otro de mis imprescindibles. Un solo cuento de Laura vale por todo un libro. He de confesar, aunque Lara me retire la palabra, que creo que algunos cuentos de este último libro no están a la altura de ese monumento que era «Piscinas vacías», aun así el talento derramado en algunos merece sobradamente la lectura. Para mi es una de esas visiones literarias imprescindibles por periféricas. El punto de vista que elige Laura para narrar siempre me parece sorprendente, desde lo pequeño o desde lo grande, siempre desde una esquina que muestra una realidad que vale la pena contar. Sus cuentos hablan de la soledad, de la relación con la madre, de la lucidez, del presente. Su dominio de la técnica literaria del cuento me sigue pareciendo de grandísima altura. Muy recomendable.

Azúcar quemado, de Avni Doshi es una pequeña rareza. Otra novela sobre la relación con la madre, ambientada en Nueva Dehli. La novela es un ir y venir desde las tradiciones a la modernidad en un cruce intercultural que me ha gustado. Por otra parte, el tema (que podría ser tremendo) está tratado con un curioso sentido del humor. La leí en verano y me divirtió bastante.

Amazon.com: Volver la vista atrás (Spanish Edition) eBook : Vásquez, Juan  Gabriel: Kindle Store

Volver la vista atrás, de Juan Gabriel Vásquez es la típica novela río latinoamericana para leer en largos días de vacaciones. Mezcla historias de cine, de la guerrilla, de políticas. Puede ser ficción o puede ser realidad, todo con ese toque desmesurado muy propio del autor. Se puede leer como historia latinoamericana del siglo XX pero también con una proyección hacia el presente.

el pais de los otros-leila slimani-9788412175356

El país de los otros, de Leila Slimani, se lo dedico a un un buen amigo que vive entre estas dos culturas. La novela habla del desarraigo y de la integración de una familia en el Marruecos colonial. Literaturas sobre el sur global. El país de los otros nunca es el país de nadie si no se convierte en el país de todos. Novela de grandes descripciones sobre modos de vida.

Mi lista de libros favoritos de 2020

Imagen

«Nacer es una desgracia, decía, y mientras vivimos perpetuamos esa desgracia”. Dentro de estos 10, quiero destacar Boulder, esta joya de Eva Baltasar,editada por @randomhouse que ya me fascinó con Permafrost. Novela sobre la imposibilidad del amor (¿o no?) y la soledad interior

Otra que repite en mis listas es Sara Mesa, después de Cara de pan y Cicatriz, este «Un amor» en @AnagramaEditor vuelve a confrontarnos con una escritura incómoda y esquinada. Novela sobre la adaptación a los cambios (en este caso a la vida rural). Silencios, confusiones.

Para mí la revelación de este año es «Panza de burro» de @AndreaAbreuL Salvaje y brutal. Un ejercicio de estilo entre la oralidad y la escritura que alguno rechazará y que a mi me atrae mucho. Escritura sin complejos. Atrévanse. Muchos descubrimientos para esta historia de verano

Novela imperfecta pero confieso mi devoción por este autor hermético que es Ricardo Menéndez Salmón. En esta «No entres dócilmente en esa noche quieta» en @Seix_Barral Elegía o evocación sobre la muerte de su padre, con su claros y sombras como suele pasar. Novela oscura y dura

Uno de mis deseos todos los años es coincidir con la selección de @lhermoso_ pero ella lee mucho más. Coindicimos en esta «rara avis» que es «Simón» de @MiquiOtero Novela sobre antiheroes (¿o no?), crónica generacional y mucho más en una novela muy inteligente. En @BlackieBooks

Otra coincidencia es esta pequeña maravilla que es «Casas vacías«, de Brenda Navarro editado por mi querida @sextopiso_es Novela de la que no sales sin que te duela algo por dentro. Una mujer pierde a su hijo en parque. Todos hemos perdido algo importante este año pasado

Otra novela imperfecta pero que irremediablemente me ha gustado es el juego irónico de @luisgemartin en sus «Cien noches» en @AnagramaEditor Desigual en sus cambios de ritmo, pero que reta en sus páginas a reflexiones sobre el amor, la infidelidad, la pareja y mucho más.

Para un miembro de #tequilaypoesía no puede faltar en la selección un libro de poesía y me quedo con «Confía en la gracia» de Olvido García Valdés en @TusquetsEditor Una voz poética tranquila, culta pero no pedante, serena, con imágenes de naturaleza muy poderosas. Profundidad

Bernardo Atxaga siembre estará en mi equipo. Ha recibido últimamente muchos palos pero considero que «Casas tumbas» está a la altura de sus mejores novelas. Historias cruzadas, rurales urbanas, siempre con este aire de autenticidad, de mirada propia sobre nuestra intrahistoria

Muchas dudas he tenido de meter esta monumental «El hijo del siglo» de Antonio Scurati en @AlfaguaraES . Tributo a mis amigos consultores. Creo que se podría contar la misma historia con 300 paginas menos. Aún así, se lee (con dificultad) con interés esta metáfora política.

Mi lista de libros favoritos 2019

Me encantan las listas. Amo las listas de todo tipo, de destinos favoritos, de restaurantes fabulosos y, por supuesto, de lecturas. Las listas tienen siempre un punto arbitrario y personal que escapa a los criterios más estandarizados. Esta lista de los libros de 2019 no podía ser menos. Las reglas son simples: libros editados en 2019, que haya leído y que me hayan gustado mucho o mejor muchísimo y una selección de 10. Lo más arbitrario es el número porque se quedan siempre fuera de la lista muchos libros que han destacado pero que se han ido quedando atrás en la estantería, bien porque se leyeron hace tiempo, bien porque han sido sustituidos en la escala por otros. La última regla: son diez pero no se presentan ordenador. La lista es una lista no un ranking.

Corazón que ría, corazón que llora. Cuentos verdaderos de mi infancia (Impedimenta). Marisé Conde

Mi descubrimiento del año gracias al Nobel alternativo. Esta narradora caribeña es torrencial, caliente, arrolladora. Estos cuentos caribes son una historia tabulada de la infancia que asombra por lo nuevo, que atrapa por su colorido, por su música, por su sabor. Narrativa muy fresca y que entra por todos los sentidos .

Lluvia fina. Tusquets. Luis Landero

Vuelve el gran narrador clásico que nos enganchó a todos con «Cuentos de la edad tardía». De la selección probablemente la novela escrita con más técnica literaria, con más recursos de narrador, con más dominio de ese excepcional instrumento que es el idioma. Por otra parte, una historia que te lleva desde la luz a la más profunda oscuridad. Todas las familias encierran secretos, esto es un hecho, hasta las más convencionales, hasta las más aparentemente perfectas. Landero nos lleva de la mano para descubrir lo que hay detrás de las relaciones con la madre. Que nos les cuenten nada y déjense adentrar en este viaje desde la banalidad al terror.

La única historia. Anagrama. Julian Barnes

Otro gran dominador el estilo y del lenguaje. De estos creadores que, cuando los lees, rápidamente reconoces su autoría por su destreza narrativa y su conjunto de herramientas puramente literarias. Los que somos fans de Barnes esperamos sus noveles con ansiedad. En este caso, nos lleva a una historia conflictiva de las que tanto nos gustan, una historia de amor de esas que la gente mira mal pero que literariamente funcionan como un tiro. Amores contrariados, amores en las esquinas de las vidas. Unos diálogos por momentos victorianos y por momentos obscenos. Novela ingeniosa y lúgubre a la vez.

Herido leve. Eloy Tizón. Páginas de espuma.

Quizás no sea muy objetivo porque compartí adolescencia y banco de colegio con el autor (días difíciles, por cierto) pero para mí Eloy Tizón es el mejor cuentista de la actualidad. Si no han leído cualquiera de sus volumen de cuentos, vayan inmediatamente a buscar «Velocidad de los jardines», «Seda salvaje», «Labia» o «Técnica de iluminación. Es un poderoso narrador extremadamente original. En esta obra recorre 30 años de lecturas y me ha seducido especialmente el alto grado de coincidencia con una persona a la que hace tanto tiempo que no veo. Comentarios inteligentes de un lector voraz y un escritor genial.

Cambiar de idea. Aixa de la Cruz. Caballo de Troya.

Esta novela es un torpedo en la línea de flotación de cualquier lector que se acerque. Aviso. De la selección es la más disruptiva y, quizás por ello, la que más me ha fascinado de este 2010. Es literatura feminista, sí, y mucho mas. Narrativa de autoficción aunque posiblemente se dejan ver más desgarros de los que se quisiera. Narrativa acumulativa, fragmentada. Si, la vida huele y duele ¿y qué?. Amor, dolor y vulnerabilidad con los materiales con los que está construida esta extraordinaria novela.

Lectura fácil. Cristina Morales. Anagrama.

¿Qué decir de Cristina Morales y de Lectura Fácil que no se haya dicho ya?. Posiblemente la sensación literaria de la temporada que no te deja indiferente. O la odias o la amas. Yo la amo obviamente. Novela rádical en el sentido etimológico de la palabra, es decir, novela que va a la «raíz» de los personajes, a sus conflictos interiores y, sobre todo, a los conflictos sociales y económicos (desahucios, violencia de género, el patriarcado y mucho más). Novela que no te dejará indiferente. Es novela generacional, sin duda, pero de lectura obligada para entender lo que está pasando a nuestro alrededor además de lo que la visión burocrática nos facilita.

Máquinas como yo. Ian McEwan. Anagrama.

Tuvimos ocasión de debatir sobre esta extraordinaria novela en El Breviario, ese simpar y singular club de lectura que comandan Imma Aguilar y Rafa Rubio. Otro autor del que soy incondicional. Es el gran autor de los dilemas morales hecho literatura. En esta ocasión nos habla de los dilemas de la inteligencia artificial aunque, como siempre, nos habla de nosotros mismos y nuestra contradicciones. ¿son las mentiras a veces necesarias para subsistir? ¿sobrevivirán las relaciones interpersonales a una máquina que nos desvela hasta las más pequeñas de nuestra intimidades?. Novela inteligente y necesaria.

Edurne Portela. Formas de estar lejos. Galaxia Gutemberg

Después de la magistral «Mejor la ausencia» (infinitamente superior a la sobrevalorada «Patria»), nos llega «Formas de estar lejos». En este año, el genial equipo del Cooltural Plans, nos pemitió un rato de charla sincera y desnuda con la autora. En esta novela Edurne Portela, son su claridad habitual nos sirve un relato abierto sobre la violencia y la mujer. Novela difícil, de esas que no entra hasta que no llevas un tercio de las páginas pero de las que valen la pena. No es literatura fácil, no es literatura para los que buscan solo distraerse con la trama, pero es literatura de esa que merece la pena porque es como una llave que desconocíamos que teníamos para abrir puertas que hasta ahora permanecían cerradas en nuestro interior. Adéntrense en esta disección de su interior.

Golpéate el corazón. Amélie Nothomb. Anagrama

Novela cruel, novela patológicamente sádica, novela muy interesante. Es una novela sobre los celos y sobre las pasiones. Novela sobre la resiliencia y los sentimientos. Nunca sales igual después de leer una novela de Nothomb. «Golpéate el corazón, ahí es donde reside el genio». No se dejen engañar por la aparente sencillez de la escritura de la autora, en esa facilitad de lectura se esconde una disección implacable de la naturaleza humana.

Sidi. Arturo Pérez Reverte. Alfaguara.

Esta ultima novela es una pequeña debilidad que quizás sorprenda en la la lista pero es que don Arturo Pérez-Reverte ha perpetrado una novela fantástica que se lee del tirón y que desmonta todos los mitos patrios levantados desde Menéndez Pidal sobre una obra capital en nuestra literatura como es el Cantar de Mío Cid pero no precisamente por las razones al uso patrio. Sidi se lee como un western crepuscular y recuerda al mejor Peckinpah de «Grupo Salvaje». Novela de frontera como proclama el autor desde la portada. No tengan miedo a enfrentarse a sus prejuicios y si no les importa confesar que en «Centauros del desierto» de John Ford está encerrado todo el cine, disfruten con esa novela sobre anti-héroes y mercenarios.

Mis libros favoritos de 2018

Llega el momento de hacer balance del año literario que me ha parecido excelente. A los amantes de las listas nos encantan los números precisos como el 10, pero sin duda podían entrar más. Otra de las reglas de esta lista es que son libros editados en el año 2018 lo cual no quiere decir que no haya leído espléndidos libros anteriores. Sobre todo ha sido un año lleno de poesía y entre lo que más he gustado destacaría las ediciones de poesías completas de Sylvia Plath (Bartleby Editores, 2009), Anne Sexton (Linteo Poesía, 2016) o Alejandra Pizarnik (Lumen, 2016) con cuyas páginas he disfrutado mucho este año. Pero como las reglas son las reglas, aquí van los mejores libros de 2018, en mí opinión.

Leer más

Lo que de verdad piensa la ciudadanía sobre la transparencia

En el reciente barómetro del Centro de Investigaciones Sociológicas se incluyeron por primera vez, salvo error u omisión, preguntas sobre la opinión que la ciudadanía tiene sobre la transparencia de las administraciones públicas. Las respuestas aportan datos de gran interés para valorar tanto el interés por las políticas de transparencia como el conocimiento y aceptación de las mismas.

Leer más

Los 10 mejores libros del 2017, posiblemente

Los que amamos las listas no podemos dejar pasar la ocasión de aportar nuestra granito de arena a las listas de los libros del año 2017. Esta es la mía personal que sólo significa que son los libros que, habiéndose publicado en 2017, más me han gustado, bien por su calidad literaria (en mi criterio) o bien por su significado y contenido, que no siempre van unidos. Aquí va.

Leer más

La ausencia y las poetas suicidas

Sylvia Plath, Anne Sexton y Ted Hughes, el triángulo de la ausencia

De nuevo, convocados por Violeta Dávila y Nacho Uriarte, nos juntamos en una velada poética bajo la temática de la ausencia.

Uno piensa en la ausencia y nuestra mente engañosa nos lleva a pensar en  la ausencia del ser querido, en la añoranza de otro tiempo, en pérdidas pasajeras y que, esas sí, olvidaremos rapidamente; pero la verdadera ausencia, la dramática y verdadera ausencia, es la perdida del yo que nos conduce al suicidio.

Leer más

Imagen que ilustra la página del Consejo de Europa sobre participación civil

Directrices para la participación ciudadana en la elaboración de políticas públicas

España participa desde 2011 en la Alianza para un Gobierno Abierto. La organización desde sus orígenes tiene como objetivo proporcionar una plataforma internacional para que políticos y personas con capacidad de decisión hagan a sus gobiernos más abiertos, responsables y sensibles a los ciudadanos. La participación es, por tanto, uno de sus ejes principales de actuación.

El Gobierno español aprobó en junio de 2017 el III Plan de Acción del Gobierno de España para un Gobierno Abierto cuyo primer y sumamente ambicioso objetivo es  «potenciar los mecanismos de participación y diálogo con la sociedad civil procurando que las acciones de Gobierno Abierto respondan a necesidades reales de los ciudadanos».

Leer más

Página 1 de 5

Creado con WordPress & Tema de Anders Norén